La Santa Misa. El rito de la celebración eucarística

Año: 
2015
Género: 
Público: 
Editorial: 
Rialp
Ciudad: 
Madrid
Año de publicación: 
2015
Páginas: 
284
Valoración moral: 
Género: Pensamiento
Sin inconvenientes.
Requiere conocimientos generales en la materia.
Lectores con formación específica en el tema.
Presenta errores doctrinales de cierta entidad.
El planteamiento general o sus tesis centrales son ambiguos o se oponen a las enseñanzas de la Iglesia.
La obra es incompatible con la doctrina católica.
Calidad Literaria: 
Recomendable: 
Transmite Valores: 
Contenido sexual: 
Contenido violento: 
Lenguaje vulgar u obsceno: 
Ideas contrarias a la doctrina de la Iglesia: 
La calificación de las distintas categorías proviene de la opinión de los colaboradores de Delibris

En esta primera edición, el libro va acompañado de un elocuente prólogo del Cardenal Robert Sarah, Prefecto de la Congregación para el Culto Divino, que subraya la contribución de la liturgia en la nueva evangelización, y las características que ha de tener: adoración a Dios, contribuir a satisfacer la sed de Dios y de espiritualidad del hombre contemporáneo, mediante el encuentro con Dios en las celebraciones litúrgicas; la participación activa en la liturgia, la belleza y el cuidado de la celebración… Y agradece al autor un ensayo tan oportuno cuando se cumple el 50 aniversario de la constitución "Sacrosantum Concilium".

El autor señala como motivo del libro unas palabras de San Juan Pablo II en un seminario romano, citadas por el Papa Francisco: “¡Aprender a vivir la Santa Misa!; a esto nos ayuda estar en adoración delante del Señor eucarístico en el sagrario y recibir el sacramento de la reconciliación”. Y busca contribuir a curar el “analfabetismo religioso”, en palabras de Benedicto XVI, que aflige a muchos cristianos, por medio de una formación litúrgica y espiritual, que ayude a que los fieles -laicos, religiosos y sacerdotes- puedan profundizar en este “camino de identificación con Cristo que pasa por la escuela de la Santa Misa, por el aprendizaje vital de las palabras y los gestos de la celebración”.

El método es “mistagógico”, desde los ritos. Y entre las fuentes del trabajo, además de la ordenación General del Misal Romano, el Magisterio contemporáneo de Juan Pablo II y el Papa Francisco y el "Catecismo de la Iglesia Católica", con especial hincapié en el magisterio litúrgico de Benedicto XVI; son frecuentes las referencias a los Padres de la Iglesia (entre otros, a San Agustín, S. Cipriano, S. Justino, S. Ambrosio y S. Gregorio Magno); y a los santos, en especial, a San Josemaría Escrivá en sus homilías sobre la eucaristía; y a autores contemporáneos. En conjunto es un excelente texto de formación mistagógica para ayudar a vivir la Santa Misa, a la adoración eucarística y a la conversión del fiel cristiano, que le lleve a transformar el mundo.

J.I.P. (España, 2016)