El hombre que fue jueves

[The Man Who was Thursday]
Año: 
1908
Género: 
Público: 
Editorial: 
Espuela de plata
Año de publicación: 
2010
Páginas: 
304
Valoración moral: 
Género: Literatura
Sin inconvenientes.
Algunos inconvenientes morales.
Presenta pasajes de cierta entidad contrarios a la fe o la moral.
Presenta pasajes escabrosos o un fondo ideológico general que puede confundir a personas con una escasa formación cristiana.
Abundan los pasajes escabrosos o un fondo ideológico contrario o extraño a los valores cristianos.
Por sus contenidos explícitos, la obra contraría la fe o la moral de la Iglesia Católica o el cristianismo en general.
Calidad literaria: 
Recomendable: 
Transmite valores: 
Contenido sexual: 
Contenido violento: 
Lenguaje vulgar u obsceno: 
Ideas contrarias a la doctrina de la Iglesia: 
La calificación de las distintas categorías proviene de la opinión de los colaboradores de Delibris

En un extracto de un artículo, Chesterton afirmó que el título sería El Hombre que fue Jueves: Una pesadilla, y no pretendía describir el mundo real, sino el mundo de la duda, que los pesimistas adoptan.

El enredo presenta la existencia de una sociedad secreta de revolucionarios anarquistas que, por razones de seguridad, se autodenominan con los nombres de la semana. Jueves es el nombre de un detective de la Scotland Yard, el personaje principal, Domingo, el de un posible anarquista. Chesterton desarrolla la acción de manera exuberante y se sirve de la narración de un modo paradójico, para procurar dar luz sobre los misterios del comportamiento humano.

La narrativa capta la atención desde el inicio hasta su sorprendente final.

Autor: Luísa LCS, Portugal
Fecha de actualización: Ene 2024

Otras reseñas

Valoración moral: 

A principios del siglo XX en Londres, el poeta Gabriel Syme es reclutado por un grupo de anti anarquistas para infiltrarse en sus filas y desarmar el movimiento. Se podría decir que la novela es una exploración de la filosofía anarquista, con un alto contenido alegórico cristiano (aunque la conversión de Chesterton fue varios años después).