Apocalipsis. Una asamblea litúrgica interpreta la historia

[Apocalisse. Una assemblea liturgica interpreta la storia]
Año: 
1981
Género: 
Público: 
Editorial: 
Verbo Divino
Ciudad: 
Estrella
Año de publicación: 
1989
Páginas: 
144
Valoración moral: 
Género: Pensamiento
Sin inconvenientes.
Requiere conocimientos generales en la materia.
Lectores con formación específica en el tema.
Presenta errores doctrinales de cierta entidad.
El planteamiento general o sus tesis centrales son ambiguos o se oponen a las enseñanzas de la Iglesia.
La obra es incompatible con la doctrina católica.
Calidad Literaria: 
Recomendable: 
Transmite Valores: 
Contenido sexual: 
Contenido violento: 
Lenguaje vulgar u obsceno: 
Ideas contrarias a la doctrina de la Iglesia: 
La calificación de las distintas categorías proviene de la opinión de los colaboradores de Delibris

El libro viene a ser un comentario sencillo al Apocalipsis sin seguir el formato tradicional de este género de obras. Es decir, no contiene una introducción seguida del texto con su comentario, sino que explica básicamente el contenido y sentido del Apocalipsis en tres grandes partes. (…)

El libro supone un esfuerzo notable de hacer inteligible al lector actual un texto que a primera vista no es fácil. Dada la complejidad del Apocalipsis, el autor logra simplificar las cuestiones y subrayar los aspectos más importantes. La manera progresiva de presentar los temas facilita que el lector se vaya familiarizando con la obra y que la comprenda mejor. Eso no quita que (…) el lenguaje que emplea el autor sea en ocasiones un tanto rebuscado.

Entre los elementos que resultan menos satisfactorios se podría mencionar la aparente confusión entre Iglesia y comunidad eclesial, entre otras cosas porque en la edición que he manejado “iglesia” siempre aparece con minúscula (NB: No he podido comprobar si en la edición original italiana ocurre lo mismo). En algunos momentos, también porque el autor se mueve a un nivel simbólico y metafórico, hubiera sido deseable una mayor precisión. Por otra parte, la perspectiva litúrgica que subraya el autor, ciertamente acertada, puede resultar también demasiado reiterativa, especialmente cuando se utiliza muy frecuentemente el término “asamblea” o “iglesia-asamblea”.

En su conjunto es sin duda un intento positivo de teología bíblica que busca leer e interpretar el Apocalipsis en la Iglesia y que puede servir a un lector con formación teológica para conocer mejor el último libro de la Biblia.

Autor: Redacción Delibris, Italia, 2018